Qué es la indemnidad en el trabajo

Conocemos como indemnidad laboral a la garantía de poder ejercitar nuestros derechos laborales en nuestro lugar trabajo, y estar protegidos frente a posibles represalias de su empresa.

Pero puede funcionar en un doble sentido, el trabajador no denuncia los abusos ni ejercita sus derechos a través de una abogado para trabajadores, por miedo a que el empresario le despida por ello, o haya un ambiente hostil en el lugar de trabajo … Los empresarios también tienden a que si un empleado realiza una demanda o se queja por sus condiciones de trabajo, hay que acudir al despido como respuesta.
  • Empresario: si un trabajador ha pedido que se le abonen horas extra, revise el sueldo o que pueda ascender de puesto, es en ese momento goza de una protección especial y el despido puede legar a ser nulo.
  • Trabajador: puedes ejercitar tus derechos sin temor a que puedan despedirle, te protege la ley y este podría a llegar a ser nulo y volver al trabajo.

Así que la indemnidad es la protección de los trabajadores respecto a los despidos debidos al ejercitar sus derechos laborales, y proteger el derecho a la tutela judicial efectiva recogido en el artículo 24 de la Constitución.

Cómo funciona la indemnidad

El empresario no puede castigar a un trabajador por querer defender sus derechos, así que tiene una protección especial frente al despido. Una vez un trabajador quiere realizar una reclamación dentro de sus derechos laborales, va a tener una protección frente al despido.

¿Solo existe indemnidad por despido?

La respuesta es no, no va ligada solo al despido, sino a cualquier forma de represalia por parte del empresario hacia el trabajador que vulnere sus derechos, ya sea:

  • Modificación de las condiciones de trabajo
  • Quitar la posibilidad de una subida de sueldo
  • No tener bonus, comisiones …. etc
  • Cambios en el salario en especia (coche de empresa, stock, seguros …)
  • Modificación de turnos, horarios … etc
  • Movilidad geográfica, nacional o internacional
  • Acoso laboral o mobbing
  • Cambio de funciones y responsabilidades que no concuerden con su puesto de trabajo
  • Despido por no superar el período de prueba, despido objetivo, despido disciplinario … etc
  • Sanción disciplinaria, ya sea suspensión de empleo y sueldo, amonestaciones … etc

Consecuencias de la indemnidad

Cualquier tipo de acción empresarial hacia un trabajador con objetivo de ser un castigo o represalia a la tutela judicial efectiva, será nula. Así la situación debe remitirse a como era antes de realizarse esa nulidad, en el despido, el trabajador debe ser readmitido en su antiguo puesto de trabajo, en casos de movilidad, volverá a su ciudad de origen …

Por último, el trabajador podrá contactar con un abogado laboralreclamar una indemnización adicional por daños y perjuicios que sufrido debido a la actuación del empleador.

Entradas recomendadas